Blog > noticias

Adelgazar con ejercicio de fuerza no es cuesti贸n de peso

27-01-2021
Adelgazar con ejercicio de fuerza no es cuesti贸n de peso

La mayoría de las personas centran sus objetivos de adelgazamiento únicamente en cifras, en el peso ideal, sin tener en cuenta que obtener una figura estilizada puede no significar reducir números sino cambiar la composición interna de nuestro cuerpo.

Todos estaremos de acuerdo en que no es lo mismo un kilo de plumas que un kilo de plomo. ¿No es así? El volumen que ocupará el kilo de plumas es notablemente superior al de plomo. Y en el caso de nuestro cuerpo ocurre algo similar.

El músculo es mucho más pesado que la grasa, por lo que ocupa menos espacio en nuestro cuerpo y por tanto podemos afinar nuestra figura sin verlo reflejado en la báscula. Lo único que ocurre es que habremos transformado grandes cantidades de masa magra en músculo, el cual ocupa menos espacio.

Una vez explicado este aspecto acerca de la composición corporal podemos abordar otra de las grandes cuestiones que vinculan el músculo y el adelgazamiento. ¿Podemos bajar de peso a través del entrenamiento de fuerza? Y en este caso la respuesta es .

Cuando pensamos en adelgazar, en general, solemos plantearnos entrenamientos únicamente basados en ejercicios aeróbicos y cardiovasculares, dejando en un segundo plano los entrenamientos de fuerza como si estos nos alejaran de nuestro objetivo. Nada más lejos de la realidad. Si observamos los últimos estudios podremos comprobar la eficacia del entrenamiento de fuerza en los planes de reducción de peso.

La masa muscular es un órgano principalmente metabólico y su mantenimiento supone un esfuerzo energético mayor para nuestro cuerpo que el de la masa magra.

Los músculos se encuentran en un proceso de regeneración constante, el cual supone un gasto energético elevado para nuestro cuerpo.

Y es que tener más masa muscular provocará que:

  • Tu cuerpo queme más calorías en reposo
  • Tu metabolismo basal aumente

En lo referente al entrenamiento Juan Carlos Granados, Doctor en Ciencias de la Actividad Física y el Deporte, nos cuenta algo más al respecto:

“Puede que quemes alguna caloría más en el momento del entreno con los ejercicios aeróbicos, pero si entrenas fuerza y te mueves rápido puedes conseguir quemar un número semejante de calorías por entrenamiento.”

Para ello te ofrecemos varias recomendaciones: “Muévete rápido entre ejercicios, no descanses demasiado en las recuperaciones (menos de 1’), haz las series con velocidad, aumenta las repeticiones y coge pesos un poco más pesados (tampoco te pases) o añade 5’ de entreno aeróbico entre los ejercicios de fuerza (corre 5’ o esprinta cada 1’)”

“Afrontar los entrenamientos de fuerza de esta forma aumentará tu pulso y tu frecuencia cardiaca por lo que quemarás más calorías. Además, como resultado de este trabajo intenso, tendrás una deuda oxígeno posterior aumentada por lo que seguirás quemando calorías después de entrenar.

Como ves hay motivos más que de sobra para plantearte incluir los entrenamientos de fuerza en tu plan de adelgazamiento. Empieza a trabajar tu musculatura y comprobarás sus beneficios en todo tu cuerpo, No solo reducirás tus medidas y verás cómo tu silueta se redefine, también ganarás en salud.

Adelgazar con ejercicio de fuerza no es cuesti贸n de peso

Te puede interesar

13-01-2021

C贸mo mejorar el equilibrio

Entrenar tu equilibrio te ayudará a mantener unos niveles óptimos de estabilidad y coordinación que a su vez te ayudarán a mejorar tu forma física y fortalecer la musculatura.
06-01-2021

驴Entrenar equilibrio no sirve para nada?

Eso es... FALSO Cuando pensamos en realizar un entrenamiento nuestra mente se va casi de forma automática hacia sesiones en las que sólo aparecen ejercicios enfocados al cardio o la musculación. Pero hay más!!!